I’m twenty

26 Nov

Vuic cantar a l’amor. Al primer. Al darrer. Al que et fa patir. Al que vius un dia. Vull plorar amb aquells que es troben tots sols i sense cap amor van passant pel món. Vull alçar la veu, per cantar als homes que han nascut dempeus, que viuen dempeus, i que dempeus moren. Vull i vull i vull cantar avui que encara tinc veu. Qui sap si podré demá. Fa vint anys que tinc vint anys. Vint anys i encara tinc força, i no tinc l’ànima morta, i em sento bullir la sang… (Joan Manuel Serrat, “Fa vint anys que dic que fa vint anys”).

No sé dentro de 20 años que diré, si tendré força, si tendré l’ànima morta, si em bullirà la sang. No sé si podré demà. Però sí avui, se que hoy cumplo 20 y tengo ganas de gritar, de sentir, de salir.

De salir a la calle, una calle blanca con más de un par de dedos de nieve. No suelo cumplir los años fuera de casa. No suelo celebrarlos con nieve. Tampoco estoy acostumbrado a no vivirlo con mi familia. Aunque a decir verdad no puedo decir que lo haya hecho sin ella. Los he vivido con mi familia de aquí, con una familia muy internacional. Gentes que conozco desde hace apenas un par de meses pero que se les coge mucho cariño. De la familia de allá no me olvido, imposible. Tampoco de todos los amigos y amigas que me han felicitado, con esto de las nuevas tecnologías todo es posible. Pero cumplir los 20 a tanta distancia es, en este año de experiencias, una más. O mejor, una de las mejores. Ver que ese número pasa del 1 al 2 y tú eres fuerte para vivir ese cambio lejos de casa, de la casa de siempre.

El día aún no ha acabado, pero la celebración hasta el momento no ha ido nada mal. Empezó ayer por la tarde, Lenka (una amiga checa que ha cumplido 22 esta semana) y yo organizamos una cena de pizzas para todos los amigos internacionales. Volvía esa sensación de buen rollo al estar con todos que desde hace tiempo, con todo esto de los proyectos, no sentía. Cena, bebida, tartas y algún regalito y listos para marchar a Copenhagen, que el tren no esperaba. Allí empezaba la fiesta de verdad, en el Kulorbar, meca de los jueves universitarios Erasmus en Copenhagen: barra libre de cerveza hasta la 1. Gran noche, con sus bailoteos, sus cumpleaños feliz, sus fotos, sus momentos de desesperación, de correr hasta al tren que lo perdíamos, de perderlo, de volver a la discoteca y darlo todo durante un par de horas más. Llegar a casa a las 5 y levantarse a las 10 estrenando los 20 con una buena resaca.

Había quedado con Sara, Guille y Noel para vernos con el señor de una inmobiliaria (por fin encontramos una, escondidas como trufas en Copenhagen). Para nuestra sorpresa nos hemos puesto a ver pisos al momento de encontrarnos con él. Primero uno de 3 que no acababa de convencer y luego nos ha llevado a un piso de 4 habitaciones. Céntrico céntrico, al lado de la calle principal de Copenhagen, moderno, asequible (para los precios de Dinamarca donde todo del caro no baja), limpio, grande… ha sido verlo y enamorarnos. Para rebajar el precio (y por aquello de seguir practicando inglés) lo compartiremos con Constantin, un amigo alemán.

Tras la desesperación de semanas de incesantes búsquedas nos hemos ido a comer de doble celebración: que lo habíamos encontrado y mis 20, claro!

Hace un rato volvía de Korallen bajo un manto de nieve. Nevaba con fuerza. Al llegar al final de la avenida que separa aquél edificio del mío me he girado y he visto el camino que había marcado con las ruedas de la bicicleta. Toda una línea oscura en la claridad de la nieve. Allí, ante el silencio la noche en Trekroner, he divisado el centenar de metros que había recorrido en bici a la perfección. Cada curva, cada ese, cada línea recta.

Hoy, desde los 20 me giro y veo 19 años bien vividos, con sus curvas, su eses, sus rectas, sus baches. Pero los veo con claridad y feliz. Con contundencia digo que están bien vividos. Vint anys i tinc força, i no tinc l’ànima morta, i em sento bullir la sang…

Anuncios

3 comentarios to “I’m twenty”

  1. Mariola 27 noviembre, 2010 a 2:07 #

    Eres el mejor 🙂

  2. sara 29 noviembre, 2010 a 22:07 #

    😉

  3. Ángela 4 diciembre, 2010 a 21:38 #

    Ehhh yo no había visto esta foto 🙂
    qué chula!! Ojalá cuando vaya todavía haya nieve!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s